Aprobada la compra de La Nevera Roja

Just Eat Era finales de enero en el momento en que una nueva hacía saltar todas y cada una de las alarmas: Just Eat adquiría La Nevera Roja. Pocos minutos después esta era negada por los creadores de la compañía de reparto de España, no obstante, era un rumor demasiado fuerte, y demasiado hablado ya, para dejarlo pasar. Just Eat llevaba tiempo tras La Nevera Roja y era un secreto conocido que solo estaba aguardando a confirmación final. Dicho y hecho. Apenas unos días después se cerraba el círculo y, al fin, se hacía el anuncio oficial. A pesar de las cantidades de mercado que manejaría esta concentración empresarial, la adquisición ha sido aprobadaPero quedaban flecos por resolver: una adquiere no es solo anunciarla y ya está. Entre los mayores inconvenientes a los que se encaraba esta operación era a la cuestión de la competencia. La Nevera Roja y Just Eat controlaban separadamente el treinta por ciento y el sesenta por ciento , respectivamente, del mercado de repartos en España; juntas tendrían el noventa por ciento del negocio. Sabida la lucha que tiene la CNMC con los monopolios pudiese ser que esta concentración se viera con malos ojos. No obstante, y como nos comentaron desde la propia CNMC, estas cantidades no son determinantes y cada caso es singular. Parece que las cantidades han llegado a buen puerto y la operación ha sido por último aprobada, conforme Reuters. Ahora queda aguardar cierto tiempo más para cerrar las negociaciones y poder decir que, ciertamente, La Nevera Roja está a cargo de Just Eat. Resuelto el tema de la aprobación y sabiendo ya el coste de la adquisición que asciende a ciento veinticinco millones de euros, un coste considerado bajo en un primer instante mas que conforme Novobrief ha sido exactamente el mismo por el que se vendió en un primer instante, ahora solo queda saber de qué forma se organiza el futuro conjunto de las dos empresas, todavía operando de forma independiente. La mercadotecnia televisivo de las dos prosigue de manera plena activo, con sendos anuncios de TV todavía emitiéndose. Repartidores independientes, restoranes con las dos pegatinas y diferentes sitios. No cabe duda de que, pese en venta, La Nevera Roja tiene mucho que decir todavía.

Related posts