Las claves de la cámara del Samsung Galaxy S7

dos mil quince fue, seguramente, entre los mayores años en cuanto se refiere mejora de la fotografía móvil. Todo el mercado evolucionó en el periodo, mas el salto de Samsung con la cámara del Samsung Galaxy S6 fue el más grande experimentado en la familia desde el del primer Galaxy al Galaxy S2. Con el Note cuatro, Samsung ya logró una cámara de enorme calidad en comparación con Galaxy S5, mas todavía faltaban detalles como la velocidad o bien el desempeño en baja luz. Todo ello llegó en la increíble cámara del Galaxy S6. Con el Samsung Galaxy S7 y el S7 Edge, la mejora es todavía mayor. Repasemos de qué forma se ha conseguido.

Píxeles de mayor tamaño

En fotografía digital se lleva aseverando desde los principios que los megapíxeles no son el valor más esencial. No se pone en duda que la nitidez extra que aporta más resolución sea útil, mas en esta era en la que las fotografías no se imprimen y en la que la mayor parte o bien se guarda o bien se comparte en redes sociales, lo más esencial es conseguir una foto lumínica en cualquier situación, con buen contraste y rango activo, sin importar lo más mínimo el tamaño de la imagen. A sabiendas de que los megapíxeles solo marcan las resolución, Samsung ha optado por reducir su número para lograr apresar considerablemente más luz. Por esta razón, bajar de dieciseis a doce megapíxeles es una enorme nueva en el Samsung Galaxy S7. Aparte de tener un sensor algo más grande que el del Galaxy S6 (de 1/2.6 se pasa a 1/2.5), la bajada de resolución hace que los pixeles sean más grandes. Y el tamaño de los pixeles determina la luz que captan el sensor. Por esta razón, pasando los pixeles de 1.12 μm en el Galaxy S6 a 1.4 μm del Galaxy S7, se consigue un noventa y cinco por ciento más de luz. Para poder ver lo que logramos, os dejamos con una foto comparativa hecha sin flash en el MWC en una sala con muy poca luz. A la izquierda, Samsung Galaxy S7, y a la derecha, iPhone 6s Plus.

f1.7, la mayor apertura en smartphones

Otro gran detalle de la cámara del Samsung Galaxy S7 que contribuye enormemente a ese noventa y cinco por ciento auxiliar de iluminación sobre el Galaxy S6 que tanto asistirá en escenas nocturnas o bien de interiores con poca luz, es la apertura f1.7 que acá se estrena, bajando de otra gran cifra como era f1.9. Solo con este detalle se logra un veinticinco por ciento más de brillo, mas la mayor apertura no solo trae esto, sino más bien una enorme ganancia en profundidad de campo. Esto nos da la capacidad de hacer macros con desenfoques muy pronunciados, aun mejores que este que vemos ahora (del Galaxy S6).

El enfoque más rápido

Si bien las cámaras de los móviles inteligentes prosigan estando lejos del desempeño que ofrecen las réflex, por la incapacidad de montar sensores tan grandes o bien lentes de la calidad que dejan sus cuerpos, sí que es posible tomar sus tecnologías para llevar la fotografía móvil un paso más allí. Un enorme ejemplo de esto es el autoenfoque que logra la cámara del Samsung Galaxy S7 merced a los Dual Pixel, una tecnología que hasta el momento solo veíamos en cámaras profesionales de fotografía y cine. Lo que se logra con Dual Pixel, como vemos en el ejemplo, es apresar la luz con 2 sensores separados para ajustar el enfoque. De esta forma, en frente de el 1 por ciento de pixeles usados en la detección por fase y contraste del Galaxy S6, acá es el cien por ciento el que se hace cargo de eso: De este modo logramos en el enfoque más veloz en un móvil, siendo tres veces más veloz que el del Samsung Galaxy S6. En el próximo vídeo tenéis una enorme demostración de la velocidad.

Otras funciones para llenar la experiencia

Para los amantes de los selfies asimismo hay novedades. Si bien el sensor prosigue teniendo una resolución de cinco megapíxeles, la apertura asimismo sube hasta f1.7, con lo que la luz captada asimismo va a ser bastante superior con respecto al modelo precedente. Además de esto, ahora Samsung incluye un modo llamado Selfie Flash, que usa la pantalla como flash merced a su gran nivel de brillo. Si bien los selfies que toma por defecto ya tienen un enorme ángulo, el mode Wide Selfie logra ampliarlo hasta los 120º a fin de que quepa considerablemente más en una toma. De esta forma son los selfies panorámicos del Galaxy S7. Finalmente, tenemos los modos Hyperlapse, con el que podemos hacer timelapses afines a los que hemos visto en Instagram, con una estabilización increíble y Motion Panorama, modo con el que vamos a dejar de tener el inconveniente de que las fotografías panorámicas solo se puedan efectuar si los objetos o bien la gente que aparece se halla inmóvil. Su objetivo es precisamente el contrario: conforme hacemos swipe en las fotografías podemos ir viendo de qué manera se han ido moviendo las diferentes partes capturadas.

Related posts